scroll

NOSOTROS

 Asentado sobre la cima del Cerro del Vigía y a 88 metros sobre el nivel del mar, este edificio conocido como Observatorio fue construido inicialmente por los pobladores de Mazatlán, como puesto de observación militar, de ahí el nombre de Cerro del Vigía. Por su ubicación estratégica y dominio completo del paisaje, sirvió a la ciudad para protegerla de las constantes incursiones de navíos enemigos, así como de embarcaciones dedicadas a la piratería. En el año 1873 se incorporó a labores meteorología y sismología, siendo uno de solo dos en todo el país. Fue restaurado en época del presidente Porfirio Díaz.